Saltar al contenido

La piel de los niños

mayo 31, 2019

La piel de los niños es muy suave y posee muy buena hidratación. Es un 40 % más fina que la de un adulto y posee un pH mayor, con menor contenido ácido, lo cual disminuye la protección de la piel a las bacterias e infecciones, hecho que se ve agravado por la debilidad del sistema inmunológico. Estas características hacen más posible la toxicidad y las alergias ante el uso de ciertos productos, por lo que se debe tener especial cuidado al elegir cremas, talcos y pomadas que puedan ser aplicados sobre la piel de un niño.

Es importante que los padres sigan un régimen de cuidado de la piel de sus hijos para protegerlos de los daños del ambiente y del sol, así como para asegurarse que la piel esté adecuadamente limpia e hidratada.

Algunos consejos a tener en cuenta sobre el cuidado de la piel para los niños son los siguientes:

  • Cuidado solar: Aplicar protectores solares a diario a todos los niños que tengan 6 o más meses de edad. Mantener a los niños menores de 6 meses fuera del sol.
  • Aplicar repelente de insectos a todos los niños de 6 meses de edad o más. En zonas de muchos mosquitos cubreles la mayor parte del cuerpo con ropa.
  • A la hora del baño, utiliza productos libres de fragancias y que sean hipoalergénicos. Jabones, champúes y productos hidratantes para usar después del baño deben ser especiales para la piel de los niños. Debes de evitar frotar la piel con toallas o esponjas.
  • Deberás vestir a los niños con ropa que sea de algodón y que no esté ajustada, sin adornos ni etiquetas que puedan causar irritaciones.
  • Deberás evitar introducir algodones dentro de las fosas nasales o en el conducto auditivo y limitarlos al pabellón auricular.
  • No usar suavizantes ni cloro para lavar la ropa. Enjuagar bien la ropa con abundante agua después de lavarla.